La belleza que vemos viene de la luz que tenemos

1 Comentario »

SonrojadaCuando la belleza nos sale al encuentro, es simplemente porque nuestros ojos aprecian y se recocijan con el reflejo de lo que vive dentro de nuestro ser.   Si somos capaces de ver y sonreir ante lo que tenemos ante nuestros ojos, es porque el amor vive en nosotros y es él quien nos hace receptivos   ¡Qué importante es saber reconocer nuestra esencia! Ser capaces de avanzar con paso firme sin necesidad de que alguien más nos “supervise” o nos “aconseje”. Los guías, “couch”, maestros, gurús, quienes vaya unos pasos adelante, nos podrán dar ejemplos de vida, nos podrán invitar a descrubrir lo que vive en nosotros, mas no podrán modificar nuestra esencia.   Un maestro modela, no dobla y rompe para volver a construir.   Dentro de cada ser vive la Energía Suprema que modela desde dentro, en silencio, con Sabiduría.   Es esa la luz que debemos buscar, no el reflejo de las luces de otros seres.

Flores como plumas
Cada vez que estoy pasando por algún rincón obscuro, busco, sí, las luces de quienes pueden alumbrarme, pero sólo para encontrar el camino hacia mi propia luz, nunca para caminar siguiendo la de ellos, aunque reconozca la gran sabiduría que los guía y sienta el amor con el que me guían y confortan, sé que la Sabiduría vive en mí y me hablará directamente.

Hay tantos seres en este mundo que se dicen “iluminados” y desean iluminar.   Casi todos forman escuelas, grupos, sociedades, tribus y entonces utilizan esa luz para mostrar el camino pero… ¿Por qué tarde o temprano caen en la institucionalización de la luz?  ¿Por qué tarde o temprano hay que cooperar económicamente para publicar y difundir, comprometerse no con la luz interna sino con la institución formada por la luz del guía?

No es que esté en contra de pertenecer a instituciones o unirme a grupos de quienes creen y caminan por senderos similares al que sigo.   Lo que trato de decir es que creo firmemente que es hacia el propio centro, mi centro, único y especial,  al que sé que me debo dirigir.   Encontrarme para poder caminar entonces por el camino de la Luz, sin tener que comprometerme con las luces de los demás.

En un camino iluminado, con fe y esperanza, desde dentro.
Peregrina.

julio 4th 2009 Joyas de todos los días

Julio, luna llena el día 7

Comentarios desactivados en Julio, luna llena el día 7

Círculo lunar

¿Qué lunas nos prepara este mes de julio, en pleno verano? La luna de julio es conocida desde tiempos muy antiguos como Luna del Trueno o Luna del Prado. Es la luna llena que anuncia lluvias y verdes praderas.  Heno y ciervos pastando felizmente por los bosques,  eran esos los paisajes que los pueblos observaban cíclicamente y fue así que marcaron la luna del verano y la asociaron al trueno de las tormentas eléctricas, tiempo de huracanes y tempestades que acompañan a los días más calurosos del año. Es en esta época en la que con mayor facilidad se puede ser poco tolerante, la irritabilidad aumenta con el calor extremo, lo que propicia la pérdida de paciencia. Es importante, por lo tanto, enfocar la energía de la Luna del Trueno y trabajar para no perder la  paz interior, disfrutar si se tiene la suerte de poder bañar nuestras caras con el agua de alguna lluvia veraniega que nos refresque desde afuera hacia adentro.

La luna de julio es también la Luna Bendita.  El día 7, de pie frente a la Luna podemos imaginar un círculo a nuestro alrededor en que despierten los sentimientos de gratitud desde el fondo de nuestro corazón.   Perdonar y bendecir.   Perdonarnos por todo aquello que nos hayamos hecho y bendecir todas las gracias recibidas pero, sobre todo, las gracias que recibiremos después de perdonarnos, ya que al perdonarnos estamos perdonando también a quienes de una u otra forma nos han hecho sentir mal.    Perdonar es abrirse a la gracia para poder recibirla.    Dar gracias a la Luna Bendita por el brillo que nos ofrece.

La Señora del Cielo Nocturno estará en creciente durante los primeros días del mes, el martes 7 nos iluminará en plenilunio y con un poco de fortuna podremos verla eclipsada. Siguiendo con su ciclo, disminuirá hasta llegar al Cuarto Menguante el día 15, poquito a poco nos dejará su luz hasta llegar a la Luna Nueva el miércoles 22 y volverá a renovarse hasta mostrarnos su Cuarto Creciente el día 28.

Luna Bendita, luna de magia y plenitud de verano, luna de truenos que nos recuerdan que la paciencia logra vencer cualquier tempestad.

Disfrutaré el eclipse, tratando de no eclipsarme,
Peregrina.